¿Está justificado el castigo en bolsa a Siemens Gamesa?

El pasado 26 de julio, la nueva empresa formada tras la fusión de Gamesa Eólica y Siemens Wind Power publicaba sus primeros resultados conjuntos, correspondientes al segundo trimestre de 2017. Estos resultados mostraron un descenso de ventas del 7% respecto al mismo periodo del ejercicio anterior, debido fundamentalmente a los cambios regulatorios que han ocasionado un parón en el mercado indio. A pesar de que excluyendo este mercado los resultados indicaban un incremento de las ventas del 1,6%, los mercados reaccionaron muy negativamente ante estos números, desplomándose el valor desde los 17,54 hasta los 14,51 euros por acción.

Esta reacción bajista, que en un primer momento hubiera podido parecer exagerada, no solo no se ha corregido sino que ha continuado, arrastrando la cotización del valor hasta niveles ligeramente superiores a los 11 euros por acción a día de hoy. ¿Está justificada esta reacción de los mercados? Una forma de responder a esta pregunta es comparando la evolución de los beneficios por acción de Siemens Gamesa frente a su cotización bursátil.

Fuente: Elaboración propia

A primera vista, la impresión es que el mercado ha reaccionado de forma desproporcionada, castigando injustamente al valor por unos resultados que, aunque decepcionantes, deberían ser entendidos como circunstanciales y justificados por la situación particular de un mercado.
Esta reacción del mercado ante la presentación de resultados muestra similitudes con la experimentada por la cotización bursátil de Vestas, líder mundial del sector eólico y competidor directo de Siemens Gamesa. El valor de Vestas experimentó un descenso del 8% inmediatamente tras la presentación de sus resultados trimestrales. La diferencia con Siemens Gamesa es que este descenso, lejos de suponer un derrumbe, se asemejaba más a una corrección, llevando al valor a niveles similares a los mostrados al final del primer trimestre del año.

Fuente: Elaboración propia

Comparando la evolución del ratio Precio-Beneficio (PER) de ambas empresas, se observa que históricamente sus valores han evolucionado de forma paralela, paralelismo que se rompe abruptamente tras la publicación de los resultados del segundo trimestre de este año. Hasta ese momento el PER de Gamesa se situaba por encima del de Vestas, indicando que comparativamente Gamesa era un valor más caro. Sin embargo a día de hoy, el PER de Gamesa está en 9,7, muy por debajo del PER mostrado por la acción de Vestas, en un nivel en torno a 16.

Fuente: Elaboración propia

Resulta sorprendente observar que un hecho puntual como la presentación de resultados trimestrales haya alterado de tal modo la percepción que el mercado tiene de Siemens Gamesa frente a Vestas. Esta reacción es todavía más sorprendente considerando que ambas empresas han tenido un comportamiento similar en sus resultados, arrojando ambas números peores que los correspondientes al trimestre previo.

¿Está justificado este castigo sufrido por la acción de Siemens Gamesa? Es posible que las expectativas del mercado se vieran defraudadas por unos resultados aparentemente decepcionantes, aunque una empresa con fundamentos sólidos debería ser capaz de recuperar rápidamente la confianza de los mercados, regresando el valor rápidamente a su nivel anterior.

A falta de un análisis más profundo de la situación de empresa, la impresión que arroja este análisis es que Siemens Gamesa puede ser una buena oportunidad de compra pensando en una recuperación a medio-largo plazo.

La presentación del plan estratégico el próximo 15 de noviembre de este año será probablemente un buen termómetro del ánimo de los inversores frente al potencial de Siemens Gamesa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *